Últimos posts
Inicio - Marketing - Mercadona, devuélveme mis marcas (o las buscaré en otro sitio)

Mercadona, devuélveme mis marcas (o las buscaré en otro sitio)

Desde hace años hago la compra en Mercadona. Ya no. Mercadona ya no me quiere como cliente.

Todo empezó el día en que, para comprar un aguacate, había que comprar cuatro aguacates. No suelo comer mucho aguacate. De vez en cuando me gusta añadirlo a la ensalada, o bien hacer guacamole cuando cocino comida mejicana. En estas ocasiones, con un sólo aguacate en su punto de maduración (verde, parece corcho y pasado, no vale) me sobra y basta. Pero llegó el día en que ya no podía comprar un solo aguacate. Si quería aguacates, tenía que comprar cuatro, pues esta era la cantidad mínima que venía en el embalaje. Confieso que, a pesar de molestarme, continué comprando aguacates, de cuatro en cuatro ¡qué se le va a hacer! Invariablemente, uno o dos de los cuatro aguacates terminaba en la basura por pasarse antes de encontrar una nueva oportunidad para su uso.

Después fue el gazpacho andaluz. El fabricado por García Carrión me gustaba casi tanto como el fabricado por Alvalle, y era más barato. García Carrión lo fabricaba para Mercadona, según rezaba en el etiquetado. Con la marca Hacendado, aún era más económico. Pero llegó el día en que Mercadona cambió de proveedor para su gazpacho andaluz. Un nuevo packaging levantó mis sospechas y cuando busqué el nombre del fabricante, ya no era García Carrión. Quise ofrecerle el beneficio de la duda y me llevé a casa el nuevo gazpacho. Gran error: fue la última vez que compré gazpacho Hacendado.

Lo siguiente fue descubrir que el cereal soluble de cierta marca francesa que me gusta tomar con leche ya no estaba entre las referencias de Mercadona. Sea… compré Eko en su lugar, aunque también me gusta menos.

Y lo último: en un sólo mes han desaparecido de las estanterías de Mercadona el desodorante (Nivea), el gel de afeitar (Edge) el maíz dulce (Gigante Verde y Bonduelle), la leche (Pascual Desnatada Calcio) y tantas otras referencias que compro desde hace años.

Imagino que, en su esfuerzo por seguir siendo competitivos en precios, en Mercadona han eliminado aquellas referencias que menos rentables les resultaban. Lo que ya no tengo tan claro es si han calibrado correctamente las consecuencias que la desaparición de ciertos productos de sus estanterías puede causar entre clientes que llevan años comprando productos de la misma marca, a cuyo sabor u otras propiedades están tan acostumbrados que no estarían dispuestos a cambiar, ni aun a costa de un sobreprecio.

¿Cómo es de elástica la demanda en función de la reducción de la oferta? En mi caso, creo que Mercadona ha sobrepasado mi nivel de tolerancia: hay demasiados productos sobre los que no estoy dispuesto a cambiar de marca y que, faltando en la compra que hice el pasado sábado, he complementado hoy en el establecimiento donde, en adelante, haré la compra.

Fue bonito mientras duró. Hasta la vista, Mercadona.

52 Comentarios

  1. Gracias por tu comentario, Tere. Yo también soy de los que piensan que es preferible pagar un poco más a cambio de más calidad. Al fin y al cabo, somos lo que comemos ¿no?

  2. Nunca he sido una gran clienta de Mercadona. He comprado de manera puntual y sólo algunos productos que me gustaban. Normalmente hago la compra en Eroski que tiene más variedad y está más cerca de mi casa.

    Asisto perpleja a como casi todo el mundo habla maravillas de Hacendado, de su buena calidad y de su precio barato. Recuerdo un dia que estaba en un centro comercial y mis hijos querían un zumo. Se me ocurrió entrar al Mercadona a comprarles unos zumos. No había zumo de marca, como no tenía tiempo de buscar otro sitio, compré el de Hacendado. Mis hijos lo bebieron sin protestar, pero lo probó mi marido y me dijo que sabía fatal. El zumo era supuestamente de melocotón. Al decirme esto, lo probé yo y tenía razón. Sabía a piel de melocotón, no se como explicarlo. Era como cuando comes melocotón con piel y te molesta la pelusilla. El sabor era horrible. Suerte que a mis hijos les dio igual. Nunca compraré zumos en Mercadona, al menos los de Hacendado.

    Me gustaban algunas cosas de bollería y cereales de desayuno. Con el tiempo me fui informando de los aceites vegetales, aceite de palma y demás que llevan y dejé de comprarlos. No son buenos ingredientes, por eso son baratos.

    Poco a poco he dejado de comprar lo poco que ya compraba allí.

    Es curioso porque si no compras en Mercadona eres como un bicho raro. Es como ir contracorriente.

    Las marcas blancas tienen cosas buenas y no tan buenas. Pero Hacendado no es mas barato que la marca blanca de Eroski o Carrefour, simplemente es la fama que tiene.

    A veces te acostumbras a algo que ya te parece bien e incluso te crees que te gusta hasta que no pruebas algo mejor.
    Por ejemplo yo compraba margarina de marca blanca y me parecía bien. Pero un día compré Tulipán y ya no he vuelto a comprar la otra ¡¡menuda diferencia!!
    Igual me ha pasado con los yogures desnatados. Desde que Vitalinea ha bajado precios, no quiero ni uno de marca blanca. ¡¡Nada que ver!!

    Espero que la gente al final abra los ojos porque nos están vendiendo cosas de mala calidad y nos creemos que son buenas.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Scroll To Top